• 1

    La catatonia maligna como paradigma de enfermedad neuropsiquiátrica

    Neurología 2003;18(2): 107-111

    PÁRAMO M, REQUENA I, SESAR A, ROBELO M, PELETEIRO M, ARIAS M

    Neurología 2003;18(2): 107-111

    Tipo artículo: Artículo

    Resumen del Autor: La catatonía es un gran síndrome neuropsiquiátrico con múltiples etiologías (trastorno psiquiátrico, lesión estructural cerebral, enfermedad sistémica secundaria a fármacos y a tóxicos) y variadas manifestaciones clínicas (alteraciones cognitivas y conductuales, trastornos motores y del lenguaje y alteraciones vegetativas). La presencia de disautonomía supone una situación de riesgo vital, que requiere una intervención terapéutica inmediata. Una mujer de 22 años ingresa por un cuadro de estupor, fiebre, posturas mantenidas, rigidez, crisis convulsivas y episodios de taquicardia e hipertensión; este cuadro se inició cuatro semanas antes, con síntomas psicóticos y afectivos; paulatinamente desarrolló empobrecimiento del lenguaje y de la actividad motora. Inicialmente había sido tratada con neurolépticos, anticolinérgicos y antidepresivos. Los estudios de TC, RM y LCR resultaron normales. El EEG reveló enlentecimiento difuso y actividad paroxística de localización frontotemporal derecha. En los análisis se constató elevación de CK, coincidiendo con la fase de trastorno vegetativo. El cuadro se resolvió progresivamente en dos meses, tras recibir 19 sesiones de terapia electroconvulsiva. En todos los pacientes, y sobre todo aquellos que reciben neurolépticos, con síntomas indicativos de catatonía, la presencia de disautonomía debe considerarse como una situación de alarma, que obligará a retirar los neurolépticos y a la adopción de una vigilancia especial. La terapia electroconvulsiva es la opción terapéutica más eficaz en la situación de catatonía maligna.

    Notas:

     

    Palabras clave: Agentes antipsicóticos, Casos clínicos, Catatonia, Terapia electroconvulsiva

    ID MEDES: 9945



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.