• 1

    Meningitis recurrente por defectos anatómicos: la bacteria indica su origen

    Anales de Pediatría 2015;82(6): 388-396

    medes_medicina en español

    MORGENSTERN ISAAK A, BACH FAIG A, MARTINEZ S, MARTÍN-NALDA A, VÁZQUEZ MÉNDEZ E, PUMAROLA SEGURA F, SOLER-PALACIN P

    Anales de Pediatría 2015;82(6): 388-396

    Tipo artículo: Artículo

    Resumen del Autor: Introducción La meningitis recurrente es una patología infrecuente. Los factores predisponentes son alteraciones anatómicas o situaciones de inmunodeficiencia. Presentamos 4 casos en los que, excluida una inmunodeficiencia, el microorganismo responsable orientó al defecto anatómico causante de las recurrencias. Pacientes y métodos Revisión retrospectiva de 4 casos clínicos con diagnóstico de meningitis bacteriana recurrente. Resultados Caso 1: niño de 30 meses con hipoacusia unilateral, diagnosticado por resonancia magnética (RM) de malformación de Mondini tras 2 episodios de meningitis por Haemophilus influenzae . Reparación quirúrgica tras tercera recurrencia. Caso 2: niña de 14 años diagnosticada por RM de defecto de lámina cribiforme posterior a 3 episodios de meningitis por Streptococcus pneumoniae . Se coloca válvula de derivación ventrículo-peritoneal. Caso 3: niña con meningitis por Staphylococcus aureus a los 2 y 7 meses. La RM muestra seno dérmico occipital que requiere exéresis. Complicación con abscesos cerebelosos por coexistencia de quiste dermoide. Caso 4: niño con meningitis por Streptococcus bovis a los 9 días y por Enterococcus faecium, Klebsiella pneumoniae y Escherichia coli a los 7 meses, con crecimiento de Citrobacter freundii y E. faecium posteriormente. RM compatible con síndrome de Currarino. Incluye fístula rectal de LCR, que se repara quirúrgicamente. A los 4 pacientes se les habían realizado pruebas de imagen durante los primeros episodios de meningitis, informadas como normales. Conclusiones En los pacientes con meningitis recurrentes se debe valorar la posibilidad de un defecto anatómico; el microorganismo aislado debe ayudar a localizarlo. Es imprescindible conocer la flora normal de los potenciales focos. El tratamiento definitivo es habitualmente quirúrgico.

    Notas:

     

    Palabras clave: Casos clínicos, Diagnóstico, Diagnóstico por imagen, Espacio subaracnoideo, Fístula, Meningitis, Meningitis bacteriana, Pediatría, Recurrencia, Resonancia magnética nuclear, Tomografía computarizada, Tratamiento, Tratamiento quirúrgico

    ID MEDES: 98421 DOI: 10.1016/j.anpedi.2014.09.008 *



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.