• 1

    Endocarditis por trichoderma longibrachiatumen paciente con nutrición parenteral domiciliaria

    Nutrición Hospitalaria 2013;28(3): 961-964

    medes_medicina en español

    RODRÍGUEZ PERALTA LI, MAÑAS VERA MR, GARCÍA DELGADO MJ, PEREZ DE LA CRUZ AJ

    Nutrición Hospitalaria 2013;28(3): 961-964

    Tipo artículo: Caso Clínico

    Resumen del Autor: La modalidad domiciliaria de la nutrición parenteral (NPD) mejora la calidad de vida de los pacientes, pero tiene complicaciones como infecciones asociadas a catéter (IAC) y complicaciones mecánicas. Presentamos el caso de un paciente con NPD por intestino corto que desarrolla una endocarditis sobre catéter con matices especiales: asentar sobre un catéter abandonado en aurícula derecha y tratarse de una infección con participación de un microorganismo no descrito hasta el momento en esta patología, Trichoderma longibrachiatum. El catéter se extrajo mediante cirugía convencional. En la pieza quirúrgica se aislaron Staphylococcus epidermidis, Ochrobactrum anthropi y Trichoderma longibrachiatum. Combinando el tratamiento antibiótico y la eliminación del foco infeccioso se consiguió la recuperación completa. Ochrobactrum anthropi y Trichoderma longibrachiatum son microorganismos poco habituales, pero que cada vez adquieren mayor relevancia. Aunque no existe acuerdo en el manejo de los catéteres intravasculares “abandonados”, es recomendable el seguimiento y eliminarlos en caso de complicación.

    Notas:

     

    Palabras clave: Adultos mediana edad, Casos clínicos, Caspofungina, Diagnóstico, Diagnóstico por imagen, Endocarditis, Endocarditis infecciosa, Endocrinología, Hombres, Imipenem, Infección por catéter, Linezolid, Nutrición, Nutrición parenteral, Nutrición parenteral domiciliaria, Ochrobactrum anthropi, Radiografía, Staphylococcus epidermidis, Tratamiento, Tratamiento farmacológico, Trichoderma

    ID MEDES: 81777 DOI: 10.3305/nh.2013.28.3.6444 *



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.