• 1

    Nutrición parenteral en pediatría: ¿soluciones normalizadas mejor que individualizadas?

    Anales de Pediatría 2002;57(1): 29-33

    MORENO VILLARES JM, FERNÁNDEZ-SHAW C, GOMIS MUÑOZ P, VALERO ZANUY MªA, LEÓN SANZ M

    Anales de Pediatría 2002;57(1): 29-33

    Tipo artículo: Artículo

    Resumen del Autor: Objetivos La nutrición parenteral (NP) pediátrica (NPP) en España se ha prescrito y elaborado tradicionalmente de forma individualizada. Esta práctica conlleva la indicación diaria de la cantidad de cada uno de los componentes de la unidad nutriente, los cálculos precisos para su elaboración y la preparación propiamente dicha. Su principal ventaja es la flexibilidad y el ajuste preciso para el control bioquímico. Determinar si es posible la estandarización de la NPP en un hospital terciario. Pacientes y métodos Revisión retrospectiva de la composición de todas las unidades de nutrientes para pacientes pediátricos elaboradas en el período comprendido entre el 1 de enero de 1996 y el 31 de diciembre de 1998. Se comparó cada prescripción con una NPP estándar que cumpliera las siguientes condiciones: a) ecuación de Holiday-Segar para el volumen; b) aporte calórico de 1 kcal/ml (6 10 %), y c) la siguiente distribución de nutrientes: aminoácidos, 8-15 % del aporte calórico total; hidratos de carbono, 55-65 %, y lípidos, 30-35 %. Del resultado de esta comparación se estimó el número de unidades nutrientes que cumplían las tres condiciones citadas y las que sólo cumplían la tercera. Por otra parte, se revisó la distribución de las bolsas de NP de acuerdo con el protocolo seguido en nuestro centro, que permite tres opciones: NP estándar, NP individualizada y NP individualizada con aporte de electrolitos fijo por volumen de solución. Resultados Durante este período, 554 pacientes recibieron 7.921 unidades nutrientes. La duración media fue de 14,3 días y se elaboraron diariamente una media de 7,2 bolsas. Sólo el 4,5 % cumplieron las tres condiciones, y el 16,2 % la tercera. Es decir, sólo se hubiera podido elaborar una unidad nutriente al día si se aplicaran los criterios de normalización anteriormente expuestos. Cuando se analizó la aplicación de nuestro propio protocolo se observó que del total de NP sólo el 27,9 % eran parcial o totalmente estandarizadas; sin embargo, si se excluyen los recién nacidos, aumenta hasta el 53,2 %. Conclusiones Si se aplican criterios rígidos de estandarización, sólo un pequeño número de unidades nutrientes podrían preparase de esta manera en un hospital terciario. La combinación de NP individualizada y estandarizada permite disminuir el trabajo en farmacia y los costes económicos asociados, al tiempo que se conserva la flexibilidad.

    Notas:

     

    Palabras clave: Nutrición infantil, Nutrición parenteral, Pediatría

    ID MEDES: 5674



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.