• 1

    Estrés, ansiedad y depresión en gestantes controladas en la Unidad de Ginecología Psicosomática del Hospital Materno-Infantil de Málaga

    Progresos de Obstetricia y Ginecología 2008;51(6): 334-341

    medes_medicina en español

    BLASCO ALONSO M, MONEDERO MORA C, ALCALDE TORRES J, CRIADO SANTAELLA C, CRIADO ENCISO F, ABEHSERA BENSABAT M

    Progresos de Obstetricia y Ginecología 2008;51(6): 334-341

    Tipo artículo: Artículo

    Resumen del Autor: Objetivos: Comprender la depresión perinatal, buscar factores de riesgo de depresión durante el embarazo, reconocer la depresión durante el embarazo, describir posibles relaciones entre depresión y embarazo, descubrir si esta enfermedad puede repercutir sobre el recién nacido, embarazo o parto, así como estudiar y entender los tratamientos de la depresión durante el embarazo. Material y métodos: Estudio prospectivo de 118 gestantes vistas en el Servicio de Obstetricia y Ginecología Psicosomática del Hospital Materno-Infantil de Málaga por ansiedad, depresión o tratamientos psicofarmacológicos. Análisis estadístico observacional descriptivo y prospectivo. Resultados: Respecto a los antecedentes psicológicos, el 30% había tenido depresión y el 9% crisis de ansiedad. Entre las pacientes tratadas hubo 63 casos de depresión, 106 de ansiedad (56 con depresión) y 9 de estrés (5 con ansiedad y 4 con ansiedad y depresión). Respecto a la paridad: el 60% tenía un parto anterior y el 40% tuvo uno o más abortos (el 32% eran interrupción voluntaria del embarazo [IVE]) La forma de finalización fue la siguiente: partos eutócicos, un 66%; cesáreas, un 28%; abortos espontáneos, un 4%; IVE, un 2%; partos pretérmino, un 16% (mayor que en población normal, lo que corrobora la bibliografía al respecto). El 5% fue eutócico y el 11% por cesárea. Respecto al tratamiento antidepresivo: el 63% tomó antidepresivos, de los cuales el 51% recibió tratamiento con paroxetina, el 9% con fluoxetina y el 3% con sertralina. Respecto al tratamiento de la ansiedad, el 91% consumió algún ansiolítico durante el embarazo. Sólo el 11% presentó rechazo hacia su recién nacido, de los cuales: el 31% se debió a la prematuridad del recién nacido; otro 31% se debió a la depresión materna; el 15% se debió a cardiopatías graves; un 7,5% se debió a muerte del marido; un 7,5% se debió a muerte del segundo gemelo, y un 7,5% se debió a problemas importantes de pareja. Conclusiones: Si pudiéramos definir un perfil de embarazada que tendría más posibilidades de presentar cuadros de ansiedad o depresión, sería una mujer de más de 30 años, más frecuentemente segundípara y con algún aborto previo, con antecedentes psicológicos depresivos, dificultades en la relación de pareja y que trabaja como ama de casa o en hostelería preferentemente, y que se haya visto sometida durante el embarazo a técnicas invasivas y haya sido ingresada por hiperemesis. En relación con la valoración riesgo-beneficio, es más perjudicial para el feto que la madre se encuentre ansiosa o depresiva que el posible efecto que sobre él puede ejercer el psicofármaco

    Notas:

     

    Palabras clave:

    ID MEDES: 41396



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.