• 1

    Prevención del retraso psicomotor causado por déficit de yodo en la infancia

    Revista Pediatría de Atención Primaria 2007;9(33): 51-70

    medes_medicina en español

    GALBE SÁNCHEZ-VENTURA J, GRUPO PREVINFAD/PAPPS INFANCIA Y ADOLESCENCIA

    Revista Pediatría de Atención Primaria 2007;9(33): 51-70

    Tipo artículo: Artículo

    Resumen del Autor: El yodo es un elemento esencial para el desarrollo humano; interviene fundamentalmente en la síntesis de hormonas tiroideas, tan cruciales en el desarrollo neurológico. La carencia de yodo afecta al menos a la tercera parte de la humanidad y es responsable de cuadros de bocio, cretinismo así como de pérdidas fetales y de aumentar la mortalidad infantil. La carencia de yodo cuando es moderada puede ser responsable de trastornos más leves del desarrollo neurológico con un menor cociente intelectual y, posiblemente, de trastorno de déficit de atención. En España y en otros países desarrollados existen zonas o grupos poblacionales expuestos a carencias moderadas de yodo. Una forma de evaluar la carencia en yodo de una comunidad es ver el porcentaje de determinaciones neonatales de TSH > 5 mU/l. Se ha podido comprobar también en nuestro país que durante el embarazo las necesidades de yodo aumentan y las yodurias descienden por debajo de lo que la OMS considera el umbral mínimo para la carencia de yodo. A pesar de todo, todavía no hay pruebas concluyentes que demuestren que el suplemento precoz con yodo durante el embarazo mejore el desarrollo neurológico de los niños a largo plazo. Se recomienda la profilaxis con sal yodada para toda la población y conocer las cifras de TSH procedentes del cribado metabólico neonatal. Se debe estudiar más la existencia de carencias yodadas durante el embarazo y si los suplementos con yodo mejoran el desarrollo neurológico de los niños a largo plazo.

    Notas:

     

    Palabras clave:

    ID MEDES: 25157



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.