• 1

    Manejo clínico y tratamiento de los pacientes con hepatitis B

    Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica 2016;34(Supl.3): 47-51

    medes_medicina en español

    DEN EYNDE EV, RIVEIRO-BARCIELA M

    Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica 2016;34(Supl.3): 47-51

    Tipo artículo:

    Resumen del Autor: Resumen : La hepatitis B crónica es una importante causa de morbilidad y mortalidad en todo el mundo. Aproximadamente un tercio de la población mundial tiene evidencia serológica de infección pasada o presente por el virus de la hepatitis B (VHB) y 350-400 millones de personas son portadores crónicos del antígeno de superficie del VHB. El objetivo del tratamiento es prevenir la aparición de fibrosis hepática y el riesgo de desarrollar cirrosis o hepatocarcinoma mediante la supresión mantenida de la replicación viral. Actualmente existen dos estrategias para el tratamiento de la hepatitis B crónica: el interferón pegilado y el tratamiento a largo plazo con análogos de nucleósidos/nucleótidos. El interferón pegilado tiene la ventaja de ser un tratamiento de duración limitada y está especialmente indicado en aquellos pacientes con hepatitis crónica con HBeAg (antígeno e de la hepatitis B) positivo, pero su perfil de eventos adversos desfavorable y la vía de administración parenteral hacen que sea menos utilizado que los análogos de nucleósidos/nucleótidos. Tenofovir y entecavir han demostrado ser potentes inhibidores del VHB con una alta barrera genética a la resistencia y pocos efectos adversos, por lo que se consideran los fármacos orales de primera línea.

    Notas:

     

    Palabras clave: Carcinoma hepatocelular, Cirrosis hepática, Enfermedades infecciosas, Entecavir, Hepatitis, Hepatitis B, Interferones, Microbiología, Revisión, Tenofovir, Tratamiento, Tratamiento farmacológico

    ID MEDES: 113826 DOI: 10.1016/S0213-005X(16)30219-1 *



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.