• 1

    Utilidad de los biomarcadores en el manejo del dolor abdominal

    Emergencias 2016;28(3): 185-192

    medes_medicina en español

    CALVO-RODRÍGUEZ R, GALLARDO-VALVERDE JM, MONTERO-PÉREZ FJ, BAENA-DELGADO E, JIMÉNEZ-MURILLO L

    Emergencias 2016;28(3): 185-192

    Tipo artículo: Revisión

    Resumen del Autor: Las manifestaciones de las enfermedades que subyacen bajo el término de dolor abdominal agudo (DAA) como motivo de consulta en urgencias, pueden ser sutiles en su inicio y variables en el tiempo, lo que dificulta su reconocimiento precoz. Entre ellas son prioritarias las englobadas bajo el término de abdomen agudo (AA) o situación de DAA tiempo-dependiente. Los biomarcadores pueden mejorar el manejo de estos pacientes, añadiendo información adicional a la valoración clínica y a las exploraciones complementarias, e incrementando la capacidad diagnóstica y pronóstico. Los biomarcadores más utilizados en urgencias son la proteína C reactiva (PCR), la procalcitonina (PCT) y el lactato. La PCR ha sido el marcador más estudiado en el diagnóstico del DAA, y es muy difícil establecer un punto de corte que proporcione buena sensibilidad y especificidad. La PCT es el biomarcador más sensible y adecuado, gracias a su particular cinética, para valorar la gravedad antes de que los signos clínicos de sepsis grave o alteración hemodinámica hagan su aparición. El lactato es un marcador de hipoperfusión tisular y elemento clave en el manejo de la sepsis grave y del shock séptico en el abdomen agudo, lo que añadido a su fácil y rápida obtención y a su bajo coste, definen su importancia y utilidad en los servicios de urgencias.

    Notas:

     

    Palabras clave: Abdomen agudo, Ácido láctico, Apendicitis, Dolor abdominal, Isquemia, Isquemia mesentérica, Marcadores bioquímicos, Medicina de emergencia, Obstrucción intestinal, Procalcitonina, Proteína C reactiva, Revisión, Sepsis

    ID MEDES: 110602



    * RECUERDE. Al pulsar el enlace “Texto completo”, usted abandonará el entorno MEDES. En ese caso, la web a la que desea acceder no es propiedad de Fundación Lilly y, por tanto, ésta no se responsabiliza de los contenidos, informaciones o servicios presentes en ella, ni de la política de privacidad que aplique el sitio web de un tercero.